To top
5 Jul

La Alta Costura le da la espalda a la peletería

En los shows de alta costura de París, que terminaron este miércoles por la noche, faltó algo significativo: la peletería. Más allá de la aparición del diseñador estadounidense Ralph Rucci como invitado, no hubo nada lujoso de visón, zorro o marta que durante décadas definieron las colecciónes de otoño-invierno en estos shows parisinos.

Jean Paul gaultier – Otoño/invierno 2019 – Alta Costura – Paris – © PixelFormula

Del mismo modo, también había muy poca peletería falsa. El conjunto de modistos que hacen las ropa más cara y exquisita del mundo parece haber dado un salto a un futuro sin peletería.

Habiendo renunciado a la industria peletera en noviembre, Jean Paul Gaultier la cambió de forma ostentosa por plumas en el show del miércoles, formando estampados de animales.

“Son pieles falsas”, dijo el diseñador francés a AFP, “una ilusión óptica”.

“No se ha matado ni masacrado ninguna pluma para el show”, continuó.

Tal y como demostró la diseñadora italiana Sofia Crociani, puedes crear el aspecto y el tacto de las pieles con fibras naturales, sin recurrir a pieles falsas sintéticas que son producto de la industria petrolera.

Ella creó los abrigos y vestidos de su show de Aelis “a partir de seda y cachemir tejidos y seda y pelo de camello”, dijo a AFP.

“Todos los materiales son naturales y sostenibles. Nunca usamos peletería, solo las pieles de los animales que comemos”.

Crociani se niega a usar peletería o cuero falsos, ya que es innegable el hecho de que “son de plástico, lo cual no va conmigo, aunque sea reciclado”.

Los diseñadores dicen “no” a la peletería falsa

Tras haber dedicado una colección entera el año pasado a la falsa peletería, Clare Waight Keller de Givenchy, ha llegado a la misma conclusión.

“Sé que es una buena alternativa a la peletería real, pero no sé si para el medio ambiente es la mejor solución”, dijo la diseñadora británica.

“Prefiero esperar a que haya algo más respetuoso con el medio ambiente”, agregó.

Pero sigue con el cuero y la lana, “que son productos de la industria alimentaria, así que sería un producto desechado si no es usado”.

La británica Stella McCartney es una pionera de la ropa vegana con su “Fur-free-Fur” y un material vegano de alta tecnología que sustituye al cuero, que según dice, es igual de bueno que el original, aunque reconoce que hay una desventaja medioambiental.

“Somos conscientes de que ese producto no es biodegradable”.

“Así, animamos a los clientes a que cuiden de sus artículos…que nunca los tiren. Lujo no significa vertedero, significa para siempre”, insistía su marca.

Pero para Maurizio Galante es una “idiotez absoluta” usar peletería falsa “que viene del petroleo. No es nada bueno para el planeta. O usas la real o no la usas”, dijo a AFP.

El italiano usó sus técnicas de corte de alta gama para imitar la piel de jaguar en satén y seda en uno de los pantalones de traje inspirados en México de su show parisino de alta costura.

“No hay nada ecológico en la peletería falsa”

El diseñador holandés Ronald van der Kemp, experto en reciclaje, fue un paso más allá al crear un bolero y un turbante en estampado de leopardo a partir de una vieja funda nórdica.

Para Galante, “las pieles ya no tienen un lugar en nuestras vidas”.

“El mundo ha cambiado, y también nuestra actitud ante el clima, la ecología y el respeto hacia los animales”.

Al diseñador francés Julien Fournie le encantaba usar peletería pero cesó eso hace cinco años al no poder estar seguro de sus orígenes.

“Incluso la peletería real es más ecológica que la sintética. La peletería sintética tarda 6000 años en degradarse y la real unos 600. Para mí la trazabilidad es un problema”.

Giambattista Valli también se mantiene firme. “No hay nada ecológico en las eco-pieles, son muy contaminantes”.

Gaultier no descarta reciclar algún día sus viejas peleterías o usar algunas nuevas otra vez “si todo se hace bien y obviamente no hay especies en peligro”.

“Me gusta mucho el tacto de las pieles finas, es muy cálido…pero por ahora las cosas necesitan calmarse”, aseguró.

“Estamos en una época en la que hay mucho de todo, así que no debemos matar animales… Tengo un pequeño gatito encantador, me encantan los animales, aunque los cocodrilos no tanto”, añadió.

La federación francesa de la peletería dijo que el único motivo por el que no habían estado presentes en las pasarelas fue por el “terror climático” creado por grupos animalistas como PETA.

“Los creadores tienen miedo de mostrar pieles por la amenaza de estos grupos”, dijo su portavoz, Pierre-Philippe Frieh.

Pero alegó que una nueva generación de diseñadores, incluyendo algunos de los más populares en la moda, están usando pieles normales y exóticas.

“Kim Jones en Dior y Virgil Abloh en Louis Vuitton han hecho colecciones de menswear con pieles, lo que muestra el renacimiento de las pieles en la moda”, insistía.

Frieh alabó grandiosamente a Rucci por seguir con las pieles finas, pero el estadounidense, que era un diseñador invitado en París, dijo que las usaba “de una forma muy escondida”.

Mainstream Fashion Magazine
No Comments

Leave a reply